A las mujeres se les debe de respetar, ¿excepto si son famosas?

En México estamos viviendo años en los que las mujeres han sido blancos de ataques sexuales, humillaciones, acosos, que llegan hasta el asesinato, mejor conocido como los feminicidios, tema que semana tras semana es titular en los periódicos y noticieros nacionales; se han realizado marchas y protestas en favor de que haya más seguridad para las mujeres y puedan andar tranquilas por la vida, ya que siempre que ocurre algo, las culpables siempre son las mujeres.




Pero todo lo anterior mencionado para que las mujeres puedan vivir en paz termina cuando llegamos al ámbito artístico, pues las críticas, las burlas, las amenazas son constantes a cantantes como Mon Laferte, Ximena Sariñana, Denisse Gutierrez, Natalia Lafourcade, Julieta Venegas y varias más, todo con la excusa de que deben aguantarlo solo porque son persona públicas.

El acoso a estas cantantes es constante, es redes sociales existen miles de mensajes cargados de odio hacia ellas, pero cuando sucede un acto violento contra a alguna otra mujer son los primeros en salir en su defensa, un acto sumamente hipócrita, que a muchos les puede parecer insignificante pero en estos tiempos en los que la mujer se ha vuelto un blanco vulnerable, no es para nada insignificante que se realicen estas críticas, no importa a que te dediques, debes de tenerles respeto.




Y no se trata en cuestión se gustos, si no de respeto, a una persona que no le gusta algo no le hace caso, pero si no cuentas con la más mínima enseñanza de respeto hacía los otros serás esa persona que se la pase tirando odio a las otras personas.

Ojalá todos esos que critican cambien su forma tan miserable de ser y pensar que los orilla a buscar tantita atención criticando a otras mujeres, criticando lo que hacen, porque seguramente estas mujeres dejaron su zona de confort para salir a realizar su sueño en una industria dominada por el nombre y en la aún así lograron sobresalir, mientras que esos haters siguen siendo nadie con una vida en la que nunca dejarán huella, en la que seguirán siendo nadie relevante.




Autor entrada: holasaul

Sí me ves en un concierto, saluda.